En el marco de un encuentro entre especialistas para debatir sobre el tema, en el que las empresas estadounidenses financian tratamientos de fertilidad para posponer la maternidad en sus empleadas.

El doctor Santiago Brugo Olmedo, explica que en Argentina son cada vez más las mujeres que se acercan al consultorio a preguntar por congelamiento de óvulos.

En la edad media, la expectativa de vida de la mujer era de 40 años. Hoy vienen mujeres con expectativas de vida de 80 años, pero esa era la expectativa de vida, su vida reproductiva sigue siendo la misma que hace dos mil años. Por lo que la mujer, digamos, estaría viviendo la mitad de su vida con incapacidad de fertilidad.

La mujer a los 40 se siente distinta que hace 100 años, y esto lo vemos en el consultorio, que la mujer tiene ganas de tener hijos a los 38 ya sea por un tema laboral, o hasta a veces no tiene con quien, hay mil motivos que hace que una mujer pueda retrasar el embarazo, a través de la técnica de congelamiento de óvulos.

En cuanto a la técnica de congelamientos de óvulos, el especialista declaró lo siguiente

Vitrificar un óvulo con una expectativa lógica en una mujer tipo, 38-39 ya es una edad casi límite, ya después podemos vitrificar pero difícilmente ese óvulo pueda fertilizar y dar un embrión viable, no quiere decir que sea imposible.

Por otro lado, expone la importancia de la vitrificación de óvulos

La mujer nace con los óvulos que va a tener hasta cuando muera, el hombre no. Los hombres nacen con los espermatorreas que son las madres y siguen fabricando espermatozoides que parecen nuevos a los 70 años, por ejemplo. Entonces, el hombre también viven hasta los 80 años y que apareció el viagra está en una situación muy de desventaja, comparado con la mujer que no consiguió óvulos buenos. Esto no se puede cambiar, salvo con esta técnica que sería la vitrificación de óvulos a edad temprana.

Luego de un debate entre los especialistas por la rara importancia que le dan las empresas al mercado laboral y no a la salud de sus empleadas, Santiago Brugo Olmedo explica que:

En Argentina, no porque sea el ideal, tiene que estar en otra caso, que es asegurar un jardín maternal y muchas cosas más, no solo las empresas sino que también el Estado. Al comenzar con el in vitro en 1985 nos imaginábamos muchas cosas, por ejemplo el bebé probeta o que era posible inyectar un espermatozoide en un óvulo, era imposible pensar.

Para mi estaría bueno reforzar lo que es la realidad argentina pero no dejar de pensar que esto se viene seguro por ser un tema cultural. yo creo que esta bueno pero tiene riesgos, porque no somos todos buenos, la empresa puede financiar o no, pero yo creo que lo interesante de este debate que la gente sepa y se entere que existe la posibilidad de decidir tener un bebé más tarde y ahora no, entonces voy a congelar mis óvulos para hacerlo.

A la cuestiones sobre requisitos para poder intervenir en una vitrificación de óvulos, el especialista en Medicina Reproductiva explicó lo siguiente:

La vitrificación de óvulos comienza con una medicación que se otorga desde que la mujer menstrúa hasta 10 días, mientras que transcurre los médicos le hacen eco grafías para observar como crecen los folículos en el ovario, para ver si es el momento justo para sacar los óvulos maduros, y el día 12 o 13 de su ciclo la internamos y se le sacan los óvulos en 5 minutos. Luego se vitrifican los óvulos una hora transcurrido su absorción y se dividen entre los buenos y los que no están maduros. Lo ideal es que sea antes de los 35 años.